Prepárate para ganar los exámenes finales

Publicado por: Eduka Diario Occidente
Categoría: Eduka

Los días previos a un examen pueden ser un poco estresantes y agobiantes para algunos estudiantes, quienes suelen sentirse ansiosos, inseguros y con un miedo profundo por quedarse en blanco; pero esas sensaciones pueden ser superadas fácilmente preparando la mente y repasando la información objeto de estudio. Eduka reunió una serie de recomendaciones que te serán útiles para afrontar de la mejor manera el periodo de exámenes, bien sea escolares o universitarios.

Calidad de tiempo, no cantidad: Una de las claves principales es contar con el tiempo suficiente para prepararse para el examen y no dejar el repaso para el último día. Lo ideal es dedicar un buen periodo de tiempo, durante el proceso de estudios, para trabajar el material y hacerlo de forma adecuada (leyendo, subrayando, resumiendo o esquematizando). Es importante alimentarse equilibradamente, dormir bien, e incluso, tener actividades de ocio para obtener un buen rendimiento.

Gestión de la ansiedad: La sensación de ansiedad y nervios es normal y nos permite estar alerta y preparados, pero la clave está en mantenerse optimista, prepararse muy bien para la prueba, tener los horarios de sueño y alimentación adecuados y es primordial descargar la presión y ansiedad realizando un poco de ejercicio físico como salir a dar un paseo, o practicar algún deporte como como nadar, jugar fútbol o baloncesto. Cualquiera te ayudará a relajar tensiones.

Plan de estudio: Para concentrase en lo que se debe estudiar y afianzar los conocimientos que se van adquiriendo, es importante establecer lo que se repasar y las horas de descanso en intervalos de tiempo, por ejemplo tener un intervalo de 40 minutos seguidos de estudio, descansar 10 minutos y continuar con los otros 40 minutos. Los tiempos se pueden adecuar a cada estudiante, la idea es cumplirlo. También puedes formar un grupo de estudio para compartir notas y debatir conceptos, de esta forma reforzarás o aumentarás tus conocimientos en compañía de tu amigos.

Sitio cómodo y sin distracciones: Contar con un espacio adecuado, cómodo y lejos de distracciones asegura una buena concentración, por eso busca un sitio con buena luz, lejos del ruido –Si éste te molesta– y sobre todo una buena silla para que tu espalda no sufra los avatares del estudio. Si eres de los que te gusta repasar con música, usa una de fondo que te relaje y te ayude a estudiar.

Tener en cuenta antes del examen que
Debes tener certeza del día, hora y lugar de la prueba y averiguar si para esta necesitas algún material de apoyo o un texto que debas leer.
Estar en contacto con los demás compañeros para enterarte de cualquier novedad.

Si el examen es en un lugar que no conoces, trata de visitarlo un día antes para evitar contratiempos. El día de la prueba llega con tiempo suficiente para escoger un puesto cómodo y a tu gusto.

Organiza de manera previa los materiales que puedes necesitar, como lápiz, sacapuntas, borrador, bolígrafo, calculadora y/o diccionario. También te puede ayudar tener una botella de agua, una caja de chicles o un dulce.

Si ya estudiaste algunos días ya no es necesario leer más antes del examen, al contrario, trata de distraerte en otras cosas y recordar acostarse temprano y tratar de dormir bien.

Tener en cuenta el día del examen que
Por prevención lo ideal es levantarse temprano, darse un buen baño, desayunar bien y salir con tiempo suficiente, así llegarás más tranquilo a la escuela, instituto o universidad.
Rodeate de compañeros o personas que estén preparadas y seguras, y evita al máximo a las que te aumentan los nervios.

Tener en cuenta durante el examen que
Debes ubicarte en la silla que estés más cómodo y respira profundamente para relajarte un poco.
Cuando tengas el examen lee muy bien las instrucciones, si es necesario aclara dudas con el profesor que esté presente, y empieza a responder, arrancando por las preguntas más sencillas para que ganes tiempo y seguridad al afrontar las preguntas más difíciles.

Es importante que pienses muy bien antes de escribir y al momento de justificar alguna respuesta hazlo con precisión y brevedad.
Responde a tu ritmo y no te apresures al ver a los demás compañeros acabar antes de tiempo, lo ideal es responder la totalidad del cuestionario y de manera consciente.
No hablar con los compañeros durante la prueba, ya que puedes perder la concentración y te pueden expulsar del aula.

Cuando finalices el examen
Puedes tener en cuenta algunas preguntas del examen para confirmar su respuesta. También puedes confirmar tus aciertos o errores con ayuda de un docente, así sabrás con más certeza cómo te fue.

Por haber cumplido ese día con la prueba, puedes darte algún premio como reconocimiento.

Author: Eduka Diario Occidente